Tipos de cielo raso

El cielo raso es un elemento muy utilizado en la construcción y refacción de viviendas y locales. Por ello, es necesario conocer acerca de los distintos tipos de cielo raso que existen en el mercado, lo cual permitirá optar por el que mejor se adecue a cada caso. Conozcamos en este post distintos tipos de cielo raso.

El cielo raso es un elemento muy utilizado en la construcción y refacción de viviendas y locales. Por ello, es necesario conocer acerca de los distintos tipos de cielo raso que existen en el mercado, lo cual permitirá optar por el que mejor se adecue a cada caso. Veamos a continuación algunos de ellos…

Tipos de cielo raso

Cielo raso metálicos: Este tipo de cielo raso se caracteriza por ser un sistema formado por paneles metálicos de diferentes anchos y largos, los cuales se pueden pedir a medida. Los paneles están unidos por una estructura, a la cual se aseguran de forma práctica y simple. Están realizados con aluminio y se pueden encontrar de variados colores.

Generalmente se emplean en los comercios y vale resaltar que su mantenimiento es muy sencillo.

Cielo raso en fibra de vidrio: Está realizado por una lámina semi-rígida de fibra de vidrio, y recubierto en una de sus caras por una película de PVC. Las ventajas de este tipo de cielo raso es que posee funciones de aislamiento acústico y térmico. Además, es económico, liviano, de fácil armado y resistente al fuego. Por sus características, son muy utilizados en cines, salas de ensaya y estudios de radio.

Cielo raso en PVC: Este tipo de cielo raso tiene características técnicas similares a la fibra de vidrio, ya que también cuenta con  aislación termo acústica y es resistente al fuego. No obstante, la estética es superior, por lo que es recomendable para utilizarse en  aleros, espacios semicubiertos y estaciones de servicio.

Cielo raso drywall: El sistema Drywall es una tecnología que se utiliza para la construcción de muros, tabiques y cielos rasos, entre otros. En este último caso (cielo raso), está realizado con placas de yeso, atornilladas a una estructura de acero galvanizado. Las uniones entre las placas se rellenan con masilla y cinta de papel, y luego todo el cielo raso se pinta con vinilo, dando como resultado una placa totalmente lisa y monolítica, aunque se pueden producir curvas, escalonamientos, etc.

Este es uno de los tipos de cielo raso más utilizados, tanto por su fácil colocación como por su practicidad y liviandad. Se aconseja su uso en establecimientos comerciales y gastronómicos, escuelas o áreas de estar de hospitales. En todos los casos, recuerden que la apariencia de la placa puede mejorarse con el uso de revestimientos vinílicos o diferentes pinturas.

Fuente: Cielosrasos
Foto: Ceiling por Gutsibikes en Flickr