Cómo limpiar el porcelanato

El porcelanato es un recubrimiento para pisos y paredes de alta dureza y durabilidad que se caracteriza por ser elegante. Pero para que esta elegancia no se pierda es menester prestar atención a su cuidado y limpieza. La clave está en una correcta limpieza diaria y luego en limpiarlo según cómo se manche.

El porcelanato es un recubrimiento para pisos y paredes de alta dureza y durabilidad, que se caracteriza por ser un producto elegante que brinda a las viviendas, oficinas y/o locales un ambiente sutil y delicado.

Cómo cuidar el porcelanato

Es preciso conocer que la composición química del gres porcelánico se obtiene de una recomposición de las mismas materias primas que conforman el granito natural, con la diferencia de que las impurezas se desechan. Estas materias primas son: Feldespato, Sílice, Arcillas, Cuarzo y Óxidos puros. Pero si bien dijimos que estos pisos son elegantes, es necesario que cuidemos esta característica de los porcelanatos, dado que sino la elegancia dejará de ser una cualidad típica de los mismos.

Pues bien, ¿Cómo cuidarlos? Simple, hay que tener presente los siguientes consejos sobre cómo limpiarlos y cuidarlos según con qué sustancia o elemento se ensucie.

Primero debemos mencionar que para la limpieza diaria del porcelanato se debe utilizar detergente neutro o agua y jabón; nunca se le debe pasar cera ya que ésta opaca su efecto. Luego, sí debemos prestar atención al tipo de mancha.

Para tener en cuenta:

  • Si el porcelanato se mancha con te, café, helado, grasa o cerveza, se debe limpiar con solución alcalina, amoniaco o soda cáustica.
  • Si el porcelanato se mancha con tierra, óxido o yeso, se debe limpiar con solución de ácido sulfúrico (muriático) o clorhídrico.
  • Si el porcelanato se mancha con pintura, lápiz o tinta, se debe limpiar con trementina, más conocida como aguarrás, o acetona.
  • Si el porcelanato se mancha con salsa, vinagre o cenizas, se debe limpiar con solución ácida o alcalina.
  • Si el porcelanato se mancha con tinta, se debe limpiar con ácido acético, más conocido como vinagre.
  • Si el porcelanato se mancha con barro, se debe limpiar con aceite de linaza.

Por último, cabe remarcar que es importante no utilizar ceras ni productos grasos, ya que por ser un producto no poroso, estos elementos se quedan en la superficie formando una película generadora de mugre.

Via│Degacor